Tecnología y desarrollo son atributos del Fundo productor de Tilapias “El Secreto”, en Yaracuy.

 “Yaracuy es un excelente lugar para la acuicultura”

La curiosidad de los hermanos Sánchez por ver cómo se producía la tilapia —luego de estar durante varios años relacionados con el mundo del pescado, pero como importadores— llevó a estos jóvenes emprendedores a apostarlo todo en el país para arrancar un proyecto macro que hoy día muestra excelentes resultados en la cría y engorde de tilapia.

Para ello investigaron y descubrieron que Venezuela tenía un potencial inmenso para este tipo de pez, por el clima, el agua y muchos otros factores. Sabían que en mercados como Estados Unidos, México, el Caribe y Colombia se consumía muchísimo la tilapia y por ello decidieron visitar algunas fincas en estos lugares para ver las experiencias y mejorarlas. Con la asesoría de biólogos privados y del Instituto Socialista de Pesca y Acuicultura, iniciaron este proyecto en 2015: “Ya tenemos tres años en este negocio. Ahora somos exportadores”.

Quien describe fascinado la evolución y alcance de su fundo de producción acuícola “El Secreto”, instalado en el sector El Marrón, parroquia Albarico, en San Felipe, estado Yaracuy, es Daniel Sánchez. Derrocha optimismo, frescura y seguridad. Reconoce que para este emprendimiento “hay riesgos y dificultades, como en todo, pero hay que trabajar e ir hacia adelante”.

Los inicios

—Como teníamos fe en el proyecto, empezamos con una inversión de750 mil dólares,con un aporte privado de 90 % y un crédito que nos otorgó el Banco Agrícola. Hicimos los primeros tanques y a los 8 meses ya teníamos la primera prueba de cómo era el animal y vimos que su crecimiento era bueno; poco a poco hemos ido mejorando lo referido a eficiencia, crecimiento y peso.

“El ciclo de engorde de la tilapia es de 6 meses. Recibimos el alevín de 2 gramos y en el tanque lo engordamos hasta que llega a 400 gramos, si se trata de la tilapia roja, y a los 750 gramos, si es la gris. Lo ideal es que no pase de 6 meses para ser cosechada”, señaló.

¿Cuál es el estatus actual del emprendimiento?

—Estamos en plena producción de 500 toneladas al año y en proceso de crecimiento y ampliación, ya comenzamos a exportar (98 % de lo producido). Queremos seguir creciendo. Los nuestros son cultivos superintensivos o de alta densidad. Actualmente contamos con 45 tanques y lagunas (con los mismos materiales de construcción), los cuales producen muchas cosechas al año. En promedio suman 4 mil kilos (4 t) por cosecha. La máxima capacidad será en el primer semestre de este año cuando aspiramos producir 2.000 t.

En Yaracuy todo el año es bueno para la cría de tilapias. ¿Las razones? En el caso específico del fundo El Secreto, su cálido clima que ronda los 28 °C y el agua de pozo profundo de primerísima calidad que atraviesa sus tierras.

“Lo del agua es una bendición para nuestra finca”, señala Sánchez. “Sin embargo, extremamos los controles y cada dos meses realizamos estudios microbiológicos del líquido y de las cosechas de tilapia. Usamos el sistema Biofloc para nutrir el agua (se agregan una serie de elementos al agua, como melaza, y con el oxígeno que se produce con los motores y los equipos se generan nutrientes que hacen que el agua se regenere). Esto evita el recambio del agua todo el tiempo y representa un ahorro de agua en cantidad”.

—“El Secreto” es una finca ecológica, es decir, hacemos aprovechamiento al máximo del terreno, con una plantilla de 22 trabajadores. Aquí no se pierde nada. El agua que se cambia a los tanques, y que ya viene con nutrientes, es a su vez aprovechada en otra área de la finca en la cual sembramos sorgo (proteína vegetal), que a su vez nos sirve para la preparación de alimento balanceado para animales (ABA).

Trabajo para muchos y divisas para el país

La empresa que administra al fundo “El Secreto” es Alibol 21. Comentó Sánchez que a través de ésta gestionan el procesamiento del pescado. “Acá sólo cosechamos y hacemos el proceso inicial de eviscerar y limpiar el pescado; a través de alianzas con otras empresas de la zona, se hace el proceso de descamado, le quitan las agallas y lo empaquetan en cajas para la venta congelado”.

Aproximadamente 98 % de la tilapia de “El Secreto” se destina a la exportación. “Es un producto que aquí no es competitivo. Los costos de producción son muy altos, porque, entre otras cosas, el alimento no es subsidiado, como sí ocurre en el alimento para pollos, ganado o cochino”, nos dice Sánchez.

El principal mercado al cual venden actualmente tilapia es Colombia y próximamente incorporarán a Aruba y Curazao. “Es posible que en un mes empecemos a exportar fresco. Es otro valor. Es más caro el proceso, pero también lo vendes a mayor precio”.

Cultivos super intensivos en tanques y lagunas permiten cosechas de hasta 4 toneladas.

Crecimiento a todo dar

Si de algo están claros Daniel y su hermano y socio Ramón Sánchez, es que tener una genética propia y de excelente calidad es prioridad para el éxito del negocio. Actualmente compran los alevines a dos proveedores que hacen la reproducción en el país, pero están construyendo un centro de reproducción que estiman estará listo dentro de dos meses, para no tener dependencia de terceros e, incluso, ofrecer a otros productores. “Estamos evaluando de qué país traeremos los reproductores. Podría ser Estados Unidos, Colombia, Israel, Holanda o Egipto, que tienen muy buenas genéticas”.

—Hay muchos tipos de tilapia, las más comerciales son la roja y la nilótica, a la que también le dicen “plateada”. Nosotros estamos sembrando la roja que tiene unas características y un tiempo de crecimiento que permiten que se venda entera; no rinde mucho y se parece al parguito, pero pronto empezaremos con la plateada que debido a su crecimiento sí se puede filetear y rinde más.

—¿Cuál es el potencial del proyecto en términos sociales?

—Va en dos vertientes: en lo interno, ofrecemos buenas condiciones laborales y remuneración, constante capacitación y actualización al personal del manejo de la finca; en lo externo, promovemos la reactivación de la zona. Tenemos convenios con los vecinos y los consejos comunales de la localidad donde está establecida nuestra finca. Una vez al mes realizamos una feria en la comunidad en la cual vendemos alrededor de 10 toneladas de tilapia a precio de costo, para ayudar a las comunidades en el consumo de proteína saludable. Se benefician alrededor de 5.000 personas de unas mil familias.

¿Cómo se ubica su empresa Alibol 21 con respecto a otros productores de tilapia en Venezuela?

—Hay otras experiencias de producción de tilapias en el país, aunque muy artesanales. Grandes, industrializadas, tal vez sean dos, una en Acarigua y otra en Tucacas. “El Secreto” es un proyecto único en Venezuela porque nuestros procesos están completamente mecanizados y nos basamos en mucha planificación. Tenemos un sistema de producción superintensivo, controles y equipos de aireación muy importantes y costosos. Esto para nosotros es un medio de vida, no es una distracción de fin de semana. Nuestro proyecto es un éxito, hasta empresarios dedicados a otras especies, como camarones y cangrejos, quieren invertir en tilapia y asociarse con nosotros.

¿Y con respecto a América Latina y otros países productores?

—Ah, bueno, en ese espectro sí somos pequeños (risas). Colombia es un gigante, tiene fincas que producen hasta 10 mil toneladas anuales. Allí figuran también Honduras, Costa Rica… ¡En el mundo, China es el gigante en acuicultura y en tilapia!

¿Cuál es la mayor ventaja de Venezuela para desarrollar el oficio de acuicultor?

—El clima y la calidad del agua, además de que la electricidad y la gasolina son a muy bajo costo, regalados con respecto a otros países, por citar sólo algunos aspectos.

¿Y la ventaja competitiva de sus productos para un mercado externo?

—Nuestra ventaja es la calidad de la producción que está basada en estrictos controles de calidad diarios: del agua, del alimento, de la genética. Esas inspecciones son muy importantes y nos las hacen reconocidos laboratorios privados o la Universidad Central de Venezuela. Otra ventaja es el precio de venta que ofrecemos afuera, el cual varía desde 1 a 2 dólares por kilogramo, dependiendo del cliente, el traslado y la cantidad.

¿Cuáles son las amenazas para el negocio?, ¿de qué debería cuidarse un productor de tilapia?

—El aspecto genético es muy importante. La genética debe ser buena, correcta y sin defectos. También es vital el cuidado de los parámetros del agua donde crece el pez, desde el oxígeno hasta los nitritos y los nitratos, y mantener el estudio de posibles enfermedades de los animales cuando tienen un comportamiento irregular.

 

Delicioso alimento, rico en Omega 3.

La tilapia de “El Secreto” es un pez de carne blanca. Tiene dos presentaciones: la roja y la plateada. De sabor muy neutral por la misma forma como es cultivada. Es un pescado con alto contenido en Omega 3, muy sano, una excelente alternativa de proteína. No depende de la pesca, es acuicultura. Crece en un ambiente controlado. Su talla oscila entre 20 y 30 cms la roja y la plateada es un poco más grande.

Tilapia tips

  • A la tilapia se le aprovecha todo, hasta la piel sirve para confeccionar zapatos, carteras, sombreros, y las vísceras para hacer harina de pescado.
  • Sánchez: “En Venezuela no hay cultura de ingerir pescado en general… aquí se come es carne y pollo, tal vez en oriente es donde más se consume y es pescado de mar”.
  • No existe aún en el país una asociación de productores de tilapia. La están conformando y se llamará Aveproti.
  • La tilapia roja es el resultado de varios cruces de tilapias. Es de origen africano y una de las variedades más cultivadas.

 

Cualidades

Son especies de buen y rápido crecimiento, gran demanda comercial, bajo número de espinas intermusculares, rusticidad para su manejo, resistencia a enfermedades, acepta alimento concentrado y hay permanente disponibilidad de semilla. Estos peces viven en aguas cálidas y su óptimo desarrollo se logra en temperaturas superiores a los 20° C.

Viven tanto en aguas dulces como salobres e, incluso, pueden acostumbrarse a las aguas poco oxigenadas.

Se puede cultivar en estanques o en jaulas, soporta altas densidades, resiste condiciones ambientales adversas, es capaz de utilizar la potencialidad alimenticia de los estanques y puede ser manipulada genéticamente. Con recopilación de : http://www.monografias.com/trabajos20/tilapia/tilapia.shtml#ixzz4qQVGjmCr